viernes, 16 de junio de 2017

Otros rumbos


Como cuando llegas a un cruce de caminos, te detienes un momento para orientarte.

Puede ser que todos los caminos lleven a Roma, pero supongo que hay caminos que se terminan o que no llevan a ninguna parte o que no llevan a donde quieres ir.

Más que un cambio de dirección, emprendo nuevas rutas con el oculto deseo de intentar llegar por otro camino aunque es más realista encontrar otros caminos de los que disfrutar del viaje.

Probaré otro tipo de relatos y de cómo contarlos, para buscar la sorpresa que se esconda allá donde me lleven.

Seguiré siendo partícipe de mis raíces que para bien o para mal, me sujetan a este mundo. Integraré lo nuevo aprendido y desecharé lo aprendido anteriormente lo que no supere una criba actual.

Seguiré pensando que el hombre tiene un futuro prometedor que nos convertirá en seres mejores si no nos destruimos antes, porque aún distamos mucho de serlo.

No puedo ser otro espectador silente, pero tampoco cargar con todo el pesar ni en mi ni en quienes tampoco deben ni pueden cargar con ello.

Así que a vivir, que es disfrutar y sufrir, espero que algo más equilibradamente.
Publicar un comentario